¿Cabello graso? Descubre cómo controlarlo

Las glándulas sebáceas del cuero cabelludo pueden producir diariamente hasta 4 gramos de sebo, esto es completamente normal. Pero cuándo el organismo produce grasa en exceso o los productos de cuidado capilar son inadecuados puede existir un desequilibrio que vuelva el cabello graso y problemático.

En este post práctico diseñado por los expertos de cuidado capilar de la casa Ferrann, te enseñaremos cómo identificar si tu cabello es graso y te brindaremos tips especiales para solucionarlo. Sigue leyendo y apunta los detalles.

¿Cabello graso? Descúbrelo en este test

Elegir el champú, acondicionador, tratamientos capilares, mascarillas y remedios para el cabello grasoso es una labor que requiere de información orientada a tomar la mejor decisión. Identifica si realmente posees una melena con tendencia natural a acumular grasa.

cabello graso

En este test te ayudaremos a obtener respuestas para que logres despejar dudas y te enfoques en los mejores tratamientos capilares que requieres, según tus necesidades específicas.

¡Comencemos!

1. ¿Cuántas veces a la semana lavas tu melena?

a. Dos a tres veces por semana.
b. Todos los días. (Lo necesito)
c. Una vez por semana.

cabello graso

2. ¿Cómo son la raíz, cuerpo y las puntas de tu cabello?
a. Tienen una textura normal a mixta.
b. Cuando lo toco se siente grasoso desde la raíz a la punta.
c. Lo siento seco.

cabello graso

3. Cuando ves tu cabello en el espejo, es:

a. Con cuerpo y volumen. Sin exceso de grasa ni muy seco.
b. Aceitoso, como si estuviera húmedo.
c. Se ve deshidratado, muy seco.

cabello graso

4. Tocas tus hebras y las sientes:

a. Se desenreda con los dedos como si fuera un peine. Fácil de manejar.
b. A menudo se crean mechones pegados o apelmazados por el exceso de grasa.
c. Tiene una textura dura. Tiende a erizarse.

cabello graso

5. Define tu tipo de piel:
a. Seca.
b. Grasosa.
c. Mixta.

cabello graso

Resultado:

Si respondiste en dos o más preguntas con la respuesta B, entonces ya no tienes dudas: tu pelo es graso y debes aplicar tratamientos capilares adecuados para mantener a raya el exceso de sebo y atacar las causas.

cabello graso

Causas del cabello graso

Lo primero que debes hacer es entender por qué tienes el cabello graso. Existen múltiples factores por los cuales tienes tendencia a tener exceso de sebo en tus hebras: herencia genética, desajustes hormonales, mala alimentación o errores en la elección de los productos para el higiene capilar.

cabello graso

Si tienes el cabello graso por herencia genética no debes desanimarte. Muchas familias con el cabello de textura lisa deben lidiar con estos problemas capilares de generación en generación y ahora, existen productos que regulan el sebo capilar de manera exitosa.

Con respecto al exceso de sebo capilar por desajustes hormonales, pueden ser causados por la llegada de la menstruación, los embarazos y hasta puede ser uno de los síntomas visibles de algunas enfermedades. Mantente atenta ante cualquier cambio inesperado y si sientes que la situación se vuelve crónica acude a tu médico.

cabello graso

Por otra parte, si mantienes una dieta basada en alimentos con alto contenido calórico o con conservantes, puede aparecer el cabello graso. También si utilizas algunas cremas para peinar, mascarillas y ampollas capilares de baja calidad o para cabellos diferentes al tuyo.

Consecuencias del cabello graso

Si tu cabello es extremadamente graso debes acudir a tu médico de confianza para que canalice un tratamiento adecuado para ti. El exceso de secreción literalmente podría ahogar tus folículos capilares y provocar desde caída del cabello hasta problemas de caspa.

cabello graso

Otras de las consecuencias del cabello graso es la aparición de irritación y sensibilidad en tu cuero cabelludo. Por otra parte, desde el punto de vista estético una melena grasosa podría verse sucia y descuidada.

Grandes soluciones

Si tu caso es realmente extremo, una consulta con el dermatólogo podría ayudarte de manera definitiva para atacar las causas de tu melena sebosa. En la mayoría de los casos, los médicos recetan fármacos con ácido retinóico para equilibrar la condición de las glándulas sebáceas y en la mayoría de las personas los resultados son realmente satisfactorios.

En cambio, si tienes una grasitud moderada y crees que puedes manejarlo con productos naturales, te aconsejamos usar remedios naturales como la menta, el romero, vinagre y agua.

cabello graso

Para preparar la esencia, deja hervir por varios minutos en agua unas hojas de menta y romero. Luego deja reposar durante unos 15 minutos la infusión y agrégale el vinagre. Saca las hojas y aplícate solamente el líquido. Deja actuar en tu cabello cubriéndolo con una tela o toalla para que haga efecto. Repite la operación en tu próxima lavada y empezarás a ver los resultados de los remedios naturales.

Trucos complementarios

Las mascarillas de arcilla natural pueden funcionar bien para regular la grasa capilar. Te aconsejamos aplicarla una vez a la semana e ir observando la respuesta de tu melena. Es muy importante que no abuses de este tratamiento porque podría causar el efecto inverso y crear resequedad.

cabello graso

También es aconsejable regular la temperatura de tu ducha. No hay nada más reparador que una ducha de agua caliente. Sin embargo, el exceso de calor puede aumentar la producción de grasa en tus glándulas sebáceas. Lo mejor es que uses agua tibia.

Otro detalle es el horario de lavado. De plano, evita lavarte el pelo de noche. Asearse la melena en la mañana es indicado para evitar cabellos grasosos. En las noches nuestros organismos tienden a segregar grasa, tanto tanto en los folículos capilares como en otras partes del cuerpo.

Aunque muchas no lo consideren, el tipo de peines que usamos puede agravar un cabello graso. Ese momento cuando debas desenredar tu pelo, utiliza peines en vez de cepillos. Estos últimos contribuyen a distribuir la grasa en todo tu cabello y dará ese efecto seboso desagradable.

El estrés también afecta

Si llevas una vida agitada o atraviesas un período de tu vida particularmente movido es necesario que hagas un alto y pienses en tu bienestar. El exceso de actividad física y mental puede contribuir a que tengas un cabello grasoso y se ha comprobado científicamente que es el causante de múltiples enfermedades.

cabello graso

Por tal razón, tómate un tiempo para ti. En tu cabello -y en todo tu cuerpo- se sentirá el beneficio de desestresarte. Para ello, puedes realizar actividades que te relajen como el yoga o el tai chi.

También puedes agendar una cita en un spa para hacerte un masaje relajante, o ver una película de tu preferencia para liberar tensiones.

Lo que hagas para mejorar tu calidad de vida, sumado a los ajustes que logres hacer en tus rutinas de limpieza, pueden mejorar tu melena y mantenerla siempre bella.

Usa productos de calidad

Todos los cambios que pongamos en práctica para evitar un cabello grasoso deben ser complementados con el uso de productos de la mejor calidad como los de la marca FERRANN.

cabello graso

Esta casa de belleza ofrece un tratamiento que te ayuda a equilibrar las grasas naturales de tu cuero cabelludo y mantiene saludable la estructura capilar de tu melena. Así que no pierdas esta oportunidad de probar los productos de la Casa Ferrann. Miles de mujeres satisfechas son garantía, día a día, de los resultados favorables obtenidos desde las primeras aplicaciones.

Leave a Comment